Jueves, 19 Abril 2012 21:37

Extracción de cordales

La extracción de las cordales, se debe de realizar, porque las terceras molares, muelas del juicio o molares de los 18 años, prácticamente ya no encuentran un lugar adecuado en nuestras bocas, para que puedan cumplir con su función de masticar los alimentos, por lo que ante la falta de espacio, o salen en malas posiciones, o nunca aparecen, por lo que pueden provocar múltiples problemas que van desde empujar las otras piezas dentales que están adelante, provocando mal posición dental o dientes torcidos. Otras molestias que provocan las cordales son: dolor inespecífico de muelas, dolor de cabeza, migraña, aumentar el riesgo de fracturas del ángulo de la mandíbula, apretar los dientes de noche, etc... Además, las cordales pueden provocar peligrosas infecciones dentales, que se llaman Angina de Ludwig, que consiste en un infección que va desde la parte inferior de la mandíbula, hasta el cuello, provocando paulatino cierre de la laringe, por lo tanto al no poder respirar de manera adecuada, puede producir la muerte del paciente por asfixia. Idealmente esas piezas deben de operarse preferentemente cuando se tiene 14 años, para aprovechar que a esa edad, todavía no se han formado las raíces y es muy fácil extraerlas. Si se extraen después de esa edad, Láser Dental, ofrece este tratamiento único en el medio, en donde después de operado, en 3 días, se puede regresar a las actividades normales del paciente. Se aplican una serie de láseres, para que las heridas cicatricen en 10 días, casi no exista inflamación, poco dolor y sin complicaciones. La velocidad normal de cicatrización del cuerpo es de 57 días.

Con tecnología láser, la recuperación de la operación, es casi inmediata.